Barcelona y Madrid proyectan el Coworking

623
Haga click para ampliar

El informe señala las ciudades con mayor margen de crecimiento en los próximos años, entre las que se encuentran las españolas Barcelona y Madrid, así como Dublín, Ámsterdam, Estocolmo, Berlín, París y Varsovia. Respecto a la Ciudad Condal y la capital de España, el informe de Cushman & Wakefield concluye que en 2017 se contrataron alrededor de 30.600 m2 en espacios coworking por parte de compañías como Regus, Lexington y WeWork. La consultora inmobiliaria también indica que Barcelona es actualmente más activa que Madrid, pero se espera la expansión de empresas como Spaces o WeWork en ambas ciudades.

Efervescencia del fenómeno coworking en el mercado español


El auge del coworking tiene su caso más claro en España en la reciente llegada de la compañía norteamericana WeWork a Barcelona y Madrid. La firma, uno de los gigantes del negocio del coworking en todo el mundo, ha aterrizado en las dos ciudades con una contratación total de 18.500 m2 (de ellos, 6.500 m2 en el distrito 22@ de Barcelona y 12.000 m2 en Paseo de la Castellana). También destaca la llegada de Spaces (la marca de co-working de Regus), que el pasado mes de abril contrató un espacio de 3.000 m2 , también en 22@,,., que complementa los centros que ya tiene en Madrid. 

El caso más reciente es el de la adquisición del edificio de Gal.la Placidia por parte de Colonial en el corazón de Barcelona, de 4.000 m2, y que la compañía ha anunciado que destinará íntegramente a coworking dentro del plan de crecimiento de su filial Utopic-US, dedicada a este segmento.

Según el último informe Marketbeat de oficinas de Cushman & Wakefield para Barcelona, esta actividad se refleja en el 9% de la absorción acumulada en la Ciudad Condal en 2017 corresponde a espacios alquilados por empresas de coworking y business centers. En el caso de Madrid, el mercado español de oficinas de referencia, el porcentaje apenas alcanzó el 1% el año pasado. 

En el caso de Central London, que es considerado como el distrito de referencia en este tipo de espacios, el porcentaje de penetración de los espacios flexibles en el mercado de oficinas alcanzó el 4% del sotock de oficinas el año pasado. En Barcelona, esta cifra se sitúa en el 1%, y en Madrid, alrededor del 0,5%, lo que habla del amplio margen de crecimiento que tienen estas ciudades.

Javier Bernades, Socio y Director de Business Space de Cushman & Wakefield, afirma al respecto que "Barcelona y Madrid están en una situación privilegiada para reaccionar ante uno de los principales retos de la industria, el cambio en la forma de trabajar de las empresas, desde   las startups hasta las grandes corporaciones. El diseño de los espacios de coworking es el paradigma de este fenómeno, y tiene su razón de ser en los recintos colaborativos e interdisciplinares. La base del uso de estas nuevas oficinas es la tecnología, y la tendencia creciente de la digitalización, el auge del emprendimiento y la necesidad de facilitar la colaboración rompen con el modelo de oficina convencional”, añade.

“El lugar de trabajo hace 20 años venía definido sobre todo por los costes, pero hoy las empresas se centran mucho más en los aspectos humanos. Los nuevos modelos laborales estarán basados en la colaboración y esa será la esencia de la ocupación de oficinas en el futuro”, destaca Bernades.

Lea más sobre esta noticia en El Periódico de Catalunya