Notificación de cookies

Este sitio utiliza cookies para ofrecerle un servicio más ágil y personalizado.

Al usar esta página web usted acepta el uso de cookies que figuran en nuestra notificación de cookies. Por favor, lea dicha notificación  para obtener más información sobre las cookies que utilizamos y la manera de eliminar o bloquear su utilización.

España es el quinto destino más atractivo del mundo para invertir en el sector inmobiliario

Haga click para ampliar

El real estate español capta 15.200 millones de euros de inversión en 2018, el equivalente al 1,26% del PIB del país, según el estudio Global Investment Atlas de Cushman & Wakefield.

España cerró el año pasado como uno de los destinos favoritos para los inversores internacionales gracias a los retornos y las buenas perspectivas de su sector inmobiliario. El real estate español captó una inversión de 15.200 millones de euros (incluidas las operaciones de suelo) durante el pasado ejercicio, según se desprende del estudio Global Investment Atlas de Cushman & Wakefield.


Global Investment Atlas

El informe de Cushman & Wakefield destaca a Madrid y Barcelona como principales destinos para operaciones de perfil Core en oficinas, retail y residencial. Los fondos Core Plus, por su parte, rastrearán el mercado español en busca, especialmente, de proyectos de reforma en centros comerciales ubicados en capitales de provincia, sobre todo aquellos que combinen las compra y el ocio, así como naves logísticas en Madrid y Barcelona. Los fondos con mayores costes de capital, también llamados fondos oportunistas, pueden aún encontrar oportunidades en el desarrollo y la promoción inmobiliaria, y uno de los segmentos que está llamando más la atención del mercado es el de las naves logísticas en Barcelona. Del estudio de Cushman & Wakefield se desprende que los capitales globales buscarán en 2019 economías con casos de éxito en el inmobiliario, y España reúne las características para atraer este capital.

La inversión inmobiliaria global supera los 1,5 billones de euros y marca nuevo récord

El estudio de Cushman & Wakefield también resalta que la inversión global en el sector inmobiliario se situó en 1,75 billones de dólares en 2018 (1,53 billones de euros al cambio), un 4% más que los 1,68 billones de dólares (1,47 billones de euros) registrados en 2017. Del total, Asia-Pacífico fue la región que más capital captó (758.000 millones de euros, un 1% menos), seguida por América (480.800 millones, un 17% más) y EMEA (289.700 millones, un 10,8% menos).

Por segmentos, la promoción inmobiliaria concentró el 42% de la inversión (642.000 millones de euros); seguido por oficinas (21% y 315.000 millones); residencial (14% y 206.000 millones); retail (10% y 153.000 millones); industrial (9% y 143.000 millones) y hotelero (4% y 69.000 millones).

Respecto a las previsiones para 2019, Cushman & Wakefield prevé que la inversión inmobiliaria global se mantendrá prácticamente estable (un avance del 0,1%), con avances en EMEA (un 2,5%, hasta los 296.900 millones de euros), y Asia-Pacífico (un 1%, hasta 765.600 millones) y caídas en América (un 3% menos, hasta 466.600 millones).

Puedes acceder al estudio completo en el siguiente enlace

Lea la noticia en La Vanguardia