La contratación de espacios coworking se dispara en España en los nueve primeros meses del año

Haga click para ampliar

El fenómeno del coworking o de los espacios flexibles sigue al alza y en pleno proceso de efervescencia. Según el estudio “Espacios flexibles en España” de la consultora inmobiliaria Cushman & Wakefield, presentado esta mañana en un foro organizado por ProWorkSpaces, en los nueve primeros meses del año en Madrid y Barcelona se han contratado un total de 26.800 y 29.100 m2, respectivamente, de espacios flexibles. En conjunto, ambas ciudades suman 55.900 m2, lo que representa un crecimiento del 71,5% respecto al mismo periodo de 2017.

En España las primeras operaciones importantes de espacios flexibles se empezaron a registrar en la primera década del siglo, pero se intensificaron en 2014 con el inicio de la recuperación económica. En tan sólo cuatro años, el espacio destinado a coworking en las ciudades de Barcelona y Madrid se ha disparado, atrayendo a grandes grupos multinacionales.

Contratación de oficinas para espacios flexibles. Periodo 2006-2018 (m2)

/Contratación de oficinas para espacios flexibles

Grandes operadores apuestan por España

El concepto de coworking se ha transformado profundamente en los últimos diez años en España.

A principios de los años 2000 predominaban los espacios pequeños y ocupados por autónomos y freelancers. Hoy estos espacios siguen existiendo, pero el crecimiento y potencial del fenómeno coworking ha provocado que compañías como Banco Santander (Openbank), Accenture, Everis, etc., también utilicen espacios flexibles para destinar parte de su actividad.

Esta transformación y consolidación del fenómeno en tan pocos años se debe a la entrada de grandes grupos multinacionales, como WeWork o Regus, que ofrecen edificios flexibles prime a grandes compañías, y a la apuesta clara de grandes patrimonialistas por este segmento, como el caso de Colonial con Utopicus o Merlin con Loom House. En el caso de Utopicus, a partir de 2019 contará con 10 centros de coworking entre Barcelona y Madrid con un total de 15.000 m².

WeWork lleva contratados cerca de 35.000 m2 en España y está centrado en los dos grandes mercados de oficinas: Madrid y Barcelona. En Madrid alquiló 5.500 m2 este año en el Paseo de la Castellana y en Barcelona se situó en la zona 22@ con 7.000 m2. Spaces, el coworking de Regus, también tiene alquilados 6.000 m² en el distrito de la innovación. Ambos operadores mantienen dentro de su estrategia ampliar su presencia en España en los próximos años.

Principales operaciones de espacios flexibles desde 2016 (más de 2.000 m²):

rincipales operaciones de espacios flexibles desde 2016

Contratación de oficinas para espacios flexibles Barcelona

La entrada de estos nuevos actores es una muestra más de que los grandes propietarios no son ajenos a las nuevas tendencias y de que la composición de la oferta del espacio de trabajo está cambiando estructuralmente.

Lea la noticia completa en Spanish Real Estate